Marketing

Marketing relacional: ¿qué es y cómo puede ayudar a mi negocio?

chatbots

atención al clienteEl objetivo del marketing tradicional ha sido siempre el de vender cuanto más mejor y de la manera que fuera posible. Un tipo de marketing en el que solamente importaban las cifras, la rentabilidad, captar nuevos clientes y dirigir toda la empresa al simple intercambio económico en el que después de la transacción, no se realizaban más esfuerzos. Lo cierto es que este tipo de marketing funcionaba y sigue funcionando cuando la competencia es pequeña. El problema es que si tu negocio genera beneficios, no tardarán mucho en llegar otros competidores que también intenten llevarse su parte del pastel.

Con la llegada de nuevos competidores al terreno de juego, la cuota de mercado disminuye y si queremos seguir vendiendo deberemos encontrar un elemento que nos haga diferentes al resto. Aunque hay muchas formas de hacerlo, en la actualidad una de las más usadas y que más éxitos han proporcionado a la hora de generar valor añadido a los consumidores es el marketing relacional. Un tipo de marketing en el que obviamente importan las ventas, pero en la que el cliente se convierte en el centro de todas las estrategias. Lo que se busca es el cliente compre, pero que vuelva en el futuro por el trato que le ofrecemos. Con lo cual, el marketing relacional busca un intercambio de valor, ayudando al cliente a obtener el máximo beneficio posible.

Características básicas del marketing relacional

A la hora de poner en marcha estrategias de marketing relacional hay dos elementos que debemos tener muy en cuenta para alcanzar el éxito: ofrecer valor añadido y atención personalizada al cliente. Debemos encontrar la forma de generar el máximo valor a nuestros clientes, como si el cliente fuera nuestro propio jefe. Pero además, la cosa va más allá. Y es que no solamente se trata de generar valor a través del producto o servicio que vendemos, sino que una vez que la venta se ha cerrado, debemos seguir manteniendo el contacto con el cliente para que “no nos olvide” y sepa que estamos ahí para ayudarlo siempre con una atención completamente personalizada.

El objetivo es que  cualquier cliente que compre en nuestro negocio, termine viéndonos como un “amigo” que está ahí para ofrecerle ayuda y darle una solución a sus problemas, en lugar de cómo una simple empresa que solamente quiere su dinero. De esta forma, no solamente lograremos un cliente fiel, sino que además lo convertiremos en embajador de nuestra marca en su entorno, recomendándonos allá donde vaya.

Ejemplos de estrategias de marketing relacional

Ahora que ya sabes lo que es el marketing relacional, vamos a mostrarte algunos ejemplos de estrategias que puedes aplicar en tu negocio, independientemente del tamaño que tenga, ya que muchas veces los resultados dependen más del interés que se ponga en satisfacer a los clientes que con la inversión que se debe realizar.

  • Correos post-venta: algo tan sencillo como enviar un correo automático enviado dos o tres días después de la compra preguntando al cliente si tiene dudas y recordarle que estamos a su disposición es un  gesto que transmite preocupación por él. Aunque no tenga ninguna duda, pensará que, al menos te interesas por saber si está satisfecho o no con el producto que ha comprado.

 

  • Monitorizar tu marca en las redes sociales: si controlas cada interacción que los clientes hacen con la marca, podrás responder. Lo cual es especialmente importante cuando el cliente tiene algún problema, ya que el efecto de este contacto será muy positivo.

 

  • Implica a todos los empleados: si los empelados no están formados para tratar al cliente de la manera en la que lo harías, tienes un problema. Piensa que cada persona cuando habla o escribe lo hace en nombre de tu empresa, por lo que debes lograr que vean el valor de cada cliente.

 

  • Encuestas: se trata de una estrategia más clásica, pero igualmente efectiva. Si conseguimos que los clientes más fieles contesten a nuestras encuestas, verán que su opinión es importante para la empresa y además podremos mejorar nuestros productos y servicios a través de sus sugerencias para generar más valor.
3 de comentarios

3 Comments

  1. Marketing Digital

    14 agosto, 2016 en 22:41

    Buenas!

    Primero que nada felicitaciones por el blog, mucha informacion valiosa para mi y para lo que estamos en el sector. Lo acabo de descubrir y este articulo me a aclarado alguna diferencia entre el marketing relacional y el tradicional tal como lo conocemos.

    Les envio un saludo desde Uruguay, Jorge Ferreira.

  2. Seo ururuay

    28 febrero, 2016 en 1:47

    Muh buen artículo. Sigan escribiendo más sobre esta temática del marketing relacional. Realmente hay mucho para compartir sobre esto. Felicidades

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 
Subir