Marketing

Content Curator, fundamental en el marketing de contenidos

content curatorSi hay una profesión estrella del mundo dospuntocero, esa es la del Community Manager.

Hoy en día, ser Community Manager es lo más de lo más, la panacea de oro, la solución de empresas a sus problemas de reputación online y de gestión de sus comunidades online.

Es el actor protagonista de nuestra película.

O eso es lo que se piensa.

El Community Manager es un profesional que sabe cómo gestionar las comunidades y que tiene una serie de actitudes y aptitudes que pueden ayudar muchísimo a las empresas a la hora de establecer una comunicación fluida con sus usuarios y que es capaz de saber qué necesitan, lo que es muy positivo a la hora de realizar una estrategia de marketing.

Pero, no sólo es este profesional el que permite que la máquina social funcione, y, aunque es un perfil que no suele estar presente en las empresas como tal porque sus funciones son asumidas en la gran mayoría de los casos por la persona encargada de gestionar los perfiles sociales, el Content Curator es fundamental a la hora de crear una buena imagen de marca, en gran parte, por el auge del marketing de contenidos.

Su labor es fundamental a la hora de fidelizar a los clientes y posicionar a su marca como un referente en su nicho de mercado mediante el compartir y seleccionar de entre toda la blogosfera contenidos de la mayor calidad posible. Ojo, decimos seleccionar y compartir, no crear.

Ya sabemos qué hace un Content Curator, pero, ¿sabemos qué características debería reunir?

Para empezar, el Content Curator debe ser un lector incansable, con una capacidad de aprender y aprehender los conocimientos que lee para dilucidar si esa información es propicia para nuestra comunidad. Debe tener una gran avidez por la lectura, ya que esa es una parte fundamental de su trabajo.

Por otro lado, tiene que que ser capaz de identificar al vuelo, con tan solo un escaneo del texto, dónde está la calidad del artículo, como un halcón, que es capaz de ver a su presa de una sola pasada. La razón es que tiene que descubrir el valor que se esconde dentro de un contenido, sea del tipo que sea. Además, la perfección a la hora de compartir un artículo tiene que tener dos vertientes: contenidos y continente, ya que si el contenido es bueno pero el continente no (a saber, aspecto del blog, que sea legible…), los usuarios no lo van a consumir.

El Content Curator se juega su reputación y la reputación de la marca con cada contenido que selecciona y comparte, por lo que no puede, bajo ningún concepto, compartir algo que no haya leído.

El proceso de seleccionar los mejores contenidos para nuestra comunidad a diario puede antojarse un tanto complicado debido a la gran cantidad de contenidos que circulan por la web, por lo que un buen Content Curator usa todas las herramientas que tiene a su alcance y que le ayudan a filtrar ese contenido de calidad que busca.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 
Subir