SEO

El SEO dentro de la estrategia de marketing

Empecemos por lo más básico. Sea la empresa que sea y comercialice el bien o servicio que sea, lo que está claro es que siempre el principal objetivo es el de captar el mayor número de clientes posible para que ésta sea rentable y se obtengan beneficios. Es aquí donde entra el factor del marketing, que no es ni más ni menos que todas las técnicas que se pueden llevar a cabo para que esto suceda. Como vivimos en la era de Internet lo que va a primar no es el marketing físico sino el marketing digital. Y es aquí donde un consultor SEO puede ser decisivo entre conseguir ser la empresa con más beneficios o llegar a la quiebra y tener que cerrar.

Pero, ¿qué es el SEO? Si cuando hablábamos de marketing nos estábamos refiriendo a cosas tan básicas como que el local físico de un determinado comercio sepa organizar sus productos, cuente con un ambiente agradable y sus dependientes siempre estén dispuestos a ayudar… Cuando nos referimos al SEO queremos hacer referencia a que, de entre todas esas empresas que ofrecen lo mismo en la Red, la que cuente con un buen marketing digital sea la primera que encuentre el usuario. No hay que olvidar que se ha pasado de tener una competencia local (la de los comercios que, más o menos, se encontraban en el mismo radio de acción y ofrecían lo mismo) a una competencia casi mundial, donde cualquier compañía puede hacer frente a otra, con independencia de dónde esté su sede física.

La importancia de los buscadores

Lo primero que se viene a la mente cuando se piensa en un buscador es Google. No fue el primero pero sí el que ha conseguido desbancar a todos los demás y el que hay que tomar como punto de referencia cuando se quiere conseguir un buen posicionamiento SEO. Es decir, cuando se quiere saber si el trabajo que se está llevando a cabo en este área está dando resultados o no.

Si una empresa cuenta con un buen posicionamiento web, cuando se empleen las palabras claves (o keywords) que le correspondan en el buscador (aquellas que resumen lo que se ofrece) ésta deberá aparecer entre los primeros resultados (con suerte, el primero, de hecho) de todas las opciones que se le ofrezcan a la persona que esté buscando. Y esto se consigue a base de buen SEO.

Ahora mismo hay profesionales que se han especializado en ello porque en los últimos años la cantidad de páginas web que han aparecido ha crecido de forma descomunal y, con ellas, como era de esperar la competencia. Es por este motivo por el que el contar con un profesional de SEO que se encargue de desarrollar un buen marketing para pymes es tan importante.

Las pequeñas y medianas empresas, que suelen ser las menos conocidas, necesitan poder contar con un buen marketing que les respalde para mantenerse a flote y demostrar su valía. Sino, lo más seguro es que estén abocadas al cierre, por muy bien que hagan su trabajo. Sencillamente, si el usuario no llega hasta ellas, es como sino existieran.

Cómo llevar a cabo una buena estrategia de SEO

  1. Especialista en la materia. A no ser que se sepa mucho sobre este tema, lo mejor es delegar. Un buen empresario siempre será consciente de las tareas que puede realizar por su cuenta y de las que no. Para tomar una buena elección no hay más que aplicar la lógica de este artículo y realizar una sencilla búsqueda por Internet con las palabras clave que se requieren. En este caso hablaríamos de ‘SEO’, ‘conseguir más clientes con SEO’, ‘asesor SEO’, ‘consultor SEO’, ‘especialista en SEO’ o similar. Si se quiere, también se puede restringir por zona, que es lo que sería el SEO local. Esto está bien si, por el motivo que sea, se quiere tener contacto físico con la persona que va a desarrollar este tipo de marketing. Tan sólo habría que añadir a las anteriores palabras clave la ubicación y Google mostraría las más destacadas.
  2. Estudio de las keywords. Hay programas y herramientas que se encargan de ver qué búsquedas hacen más los usuarios, en función a un tema concreto. La persona que se vaya a encargar de hacer SEO esto lo tendrá muy en cuenta. Estas palabras clave han de estar, sí o sí, en la página web y repetirse para que el buscador las pueda localizar.
  3. Marcarse objetivos. A diferencia de las estrategias SEM, que se basan en campañas publicitarias (como puede ser Google Adwords), el SEO requiere de tiempo porque lo que se va a conseguir con éste es un posicionamiento orgánico, natural. Esto hay que tenerlo en mente desde el primer momento. Con el tiempo es cuando se verán los resultados y se cumplirá con los objetivos.
Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 
Subir