Marketing

Facebook vuelve a cambiar sus normas para los anuncios publicitarios

Facebook

Como viene siendo habitual en el último año, Facebook ha vuelto a cambiar sus normas de publicidad, realizando un ajuste para evitar los problemas que ya afectaron a Youtune hace un tiempo. El principal competidor de la red social en ek mercado del vídeo y la publicidad relacionada con el mismo. Youtube tuvo que enfrentarse a una oleada de críticas y situaciones muy complicadas cuando se descubrió que algunos anuncios de empresas legítimas eran mostrados junto a otros no tan legítimos. La polémica estaba servida y las empresas anunciantes empezaron a preocuparse mucho por la manera en la que aparecían sus anuncios.

Por su parte, Facebook acaba de ser el foco de uno de los escándalos más sonados del año porque hay empresas que consideran que las cifras de usuarios están siendo infladas, mientras que al mismo tiempo se han hecho grandes esfuerzos por impulsar el contenido en vídeo más que nunca. Por eso, se ha trabajado para crear un ambiente favorable entre los creadores de contenidos y entre los anunciantes.

Facebook

Así pues, Facebook ha cambiado las normas relacionadas con los contenidos publicitarios, en un intento por evitar la polémica que afectó a Youtube. La red social ha prohibido los anuncios de aquellos contenidos que puedan resultar ofensivos para los consumidores o molestos para marcas y empresas. Un total de nueve categorías han sido eliminadas, ya sea en forma de artículos o de vídeos. Por ejemplo, aquellos que muestran a niños en comportamientos sexualizados o vieolentos, aquellos que puedan ocasionar debates degradantes o incendiarios o que ataquen directamente a determinados colectivos o grupos.

El uso de las drogas, la desnudez, la violencia o determinado tipo de lenguaje han sido eliminados de la red social. Y aquellos infractores que lo incumpan y publiquen este tipo de contenidos serán penados si lo hacen de manera repetida, perdiendo la capacidad de mostrar anuncios. Lo mismo para aquellos que compartan artículos de clickbait sensacionalistas o noticias falsas.

Pero tampoco se permitirán los contenidos centrados en tragedias, como crímenes, castástrofes naturales o enfermedades terminales, incluso aunque sean informativos. De esta forma se evita que estas noticias aparezcan llenas de anuncios que muchas veces resultan poco adecuados pero que se muestran solamente porque las palabras clave coinciden. La idea es que los anunciantes no se sientan incómodos porque su publicidad quede relacionada con este tipo de contenidos.

Pero no son las únicas medidas que Facebook ha puesto en marcha, ya que a esto debemos también añadir la ceración de una lista de medios y ceradores de contenidos entre los que las marcas podrán elegir a la hora de decidir dónde se verán sus anuncios de publicidad. Por otro lado, ccabe destacar que ya no todo el mundo podrá hacer campañas de publicidad en Facebook, sino que solamente tendrán la posibilidad de hacerlo aquellas páginas que cuenten al menos con 2.000 seguidores y que consigan 300 espectadores en los primeros 4 minutos.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 
Subir