Noticias

Falsificadores de venta online

MarkMonitor®, proveedor de soluciones para la protección de marcas, acaba de anunciar que la marca de moda de lujo Belstaff ha ganado la batalla que tenía abierta contra los falsificadores de venta online.

A raíz de una demanda civil, los jueces han condenado a los falsificadores a pagar 37 millones de euros (42 millones de dólares) en daños y perjuicios. En este caso de referencia contra la falsificación se han facilitado como prueba a Belstaff un número sin precedentes de sitios web infractores, 676 en total.

Este éxito legal ha llegado después de que la empresa decidiese implantar un exhaustivo programa de protección de la totalidad de su propiedad intelectual. Dicho programa se puso en marcha para monitorizar la totalidad de los diferentes mercados y páginas web individuales de venta de productos falsificados. La búsqueda se centró también en las páginas web que utilizan el nombre Belstaff en su nombre de dominio, así como webs genéricas que incluían productos falsificados de Belstaff.

En un mundo predominantemente digital como el actual, un número cada vez mayor de marcas de lujo, con visión de futuro, están ampliando su oferta online. Según las previsiones de la firma de analistas McKinsey, parece que la creciente tendencia de la compra de productos de lujo online va a continuar, previendo que para el año 2025 las ventas del comercio electrónico representaran el 18% por ciento de todas las ventas de lujo a nivel mundial.

Gavin Haig, CEO de Belstaff, ha comentado al respecto “En Belstaff, el comercio electrónico ha sido un motor muy importante para el crecimiento de nuestra marca. Sin embargo, también hemos sido conscientes de que junto a los beneficios de aventurarnos en el mercado minorista online, podíamos sufrir el potencial impacto negativo de los falsificadores. Desde el principio, decidimos impedir que nuestros clientes fueran presa de los falsificadores, haremos todo lo posible para proteger a nuestros leales clientes y nuestra marca, construida con gran mimo y esfuerzo a lo largo de los últimos 91 años”.

La mayoría de los productos falsificados eran chaquetas y ropa de abrigo, en particular copias falsificadas de la chaqueta de cuero más vendida de Belstaff. Las copias falsificadas eran diseños de temporadas anteriores que ya no estaban en producción.

Jerome Sicard, Director Regional de MarkMonitor para el Sur de Europa, ha afirmado: “Esta decisión envía una dura advertencia a los falsificadores online y subraya la creciente importancia de la protección de marcas online. Este no es el primer caso de este tipo, sin embargo, el fallo sobre la demanda presentada por Belstaff es inusual debido al gran número de páginas web que se han identificado y que han sido entregadas al cliente para el juicio. Gracias a la acción proactiva del equipo jurídico de Belstaff, el bufete de abogados estadounidense DWT y el uso de la última tecnología en protección de marcas online, Belstaff puede seguir ofreciendo a sus clientes de forma fiable y segura sus codiciados artículos de lujo a través de la oferta online”.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 
Subir