Social Media

¡La creatividad es sólo un músculo! 6 formas de ejercitarlo en la conquista del Paraíso del Social Media

¡Quiero construir una marca social!, ¡quiero lograr que mi huella digital se transforme en punto de referencia!, quiero en definitiva, ¡conquistar las redes sociales!, pero… ¿de dónde saco las ideas creativas?

Si dejamos de lado el polvo de estrellas siempre presente en las redes sociales, nos daremos cuenta que la única fórmula viable para a las plataformas sociales es la creatividad.

Así de simple y de complejo a la vez, necesitamos ser creativos pero… ¿qué sucede si la innovación no se despierta dentro de nosotros? ¿Qué podemos hacer cuando la creatividad sigue siendo “ese gran desconocido”?, ¿no tentemos derecho a disfrutar de las fortalezas que nos entregan las plataformas?

En la actualidad, las marcas las construyen los consumidores gracias a su interacción con ellas. Si tu caso es uno de esos que presenta una dificultad añadida en el ítem “innovación”, lo primero que debes incluir en tu estrategia es la “escucha activa”.

Participa en las comunidades, blogs, etc.… donde se aborden los temas que te interesan, escucha e interactúa, después analiza la información que has obtenido, seguro que comienzas a darte cuenta que, innovar, no es más que identificar qué podría satisfacer necesidades insatisfechas.

Sí así es, en la interacción social subyace un universo de ideas creativas, no nos olvidemos que, es de la unión de las personas que surgen nuevas formas de lograr el crecimiento.

La creatividad es un “músculo” y la mejor forma de ejercitarlo es escuchando activamente qué necesidades tienen nuestros clientes potenciales.

La imagen, no creo que tengamos ninguna duda; las imágenes que se comparten en las redes sociales provocan estados de ánimo muy ad-hoc para identificar ideas creativas. Si, adicionalmente le sumamos el auge que está adquiriendo Pinterest donde, Web móvil e imagen, se aúnan en pos de la identificación de las emociones ajenas, estamos seguros de no equivocarnos si afirmamos que la imagen, es un muy buen punto de partida para despertar la innovación derivada de a escucha activa y la interacción.

Los huecos, enseña a las redes quien es tu marca. No cabe ninguna duda que todos nos quedamos en blanco en un momento determinado, si tenemos en cuenta que la conectividad actual debe ser permanente, no es un tema menor que, compartir calidad aunque sea de otras marcas, puede ser una forma muy eficiente de dar a conocer tu negocio y tus necesidades mientras, simultáneamente, generas nuevos hilos de conversación y logras una mayor visibilidad para tu marca.

Pregunta, indaga, averigua. Es la mejor forma de conocer las historias (necesidades e intereses) de los usuarios, cuanto más preguntes, mayores serán las posibilidades de obtener una información en la que no habíamos pensado… ¡el “Eureka” está más cerca!

Psicología y antropología, fuente inagotable de información y creatividad. Estamos seguros que a estas alturas ya nos hemos dado cuenta que las redes sociales no son un mundo fácil. Debemos tener muy presente que tratamos con personas y, por lo tanto, nos podemos poner en su lugar a la hora de entregar la información que servirá como base para generar acción social de la que surgirá – a medida que lo ejercitemos, de forma más simple- la creatividad que necesitamos para conquistar el Social Media actual.

Humanización. Muy vinculada con la anterior y con una salvedad que debemos incorporar desde el origen “voy a ducharme” o “tengo hambre” o “voy a pasear al perro” no constituye información de ningún valor añadido, se aleja de la naturaleza creadora de las redes y no está vinculado en absoluto con la necesidad de ser más humanos.

Aprender a relacionarnos es la clave, por lo que mostrar preocupación y buenos deseos a los miembros de nuestra comunidad, es indispensable para ver fluir las ideas creativas.

Si estás comenzando, si aún tienes por delante la ardua y apasionante labor de consolidar una comunidad social en torno a tu marca, no utilices las actualizaciones automáticas, comienza por escuchar e interactuar… esa es la clave para ejercitar el músculo de la innovación que nos permita conquistar el Social Media actual.

Y… obviamente, la constancia, perseverancia, capacidad de aprendizaje, responsabilidad y trabajo, trabajo, trabajo… serán los compañeros de camino de tu “recién incorporada” creatividad, al servicio de la conquista de las redes.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 
Subir