Conceptos

La diferencia entre una buena web y una web excelente (II)

diseño web

WebEn el artículo anterior, discutíamos y hablábamos de que es sencillo tener unan página web, una web que medianamente nos funcione y nos sirva para conseguir, tal vez, visitas y que nos conozcan. Hablábamos del valor de una buena página web y de cómo podíamos convertirla en una página web mucho mejor. Y dábamos una serie de consejos.

En este post, seguiremos hablando de ello, y os daremos un consejo más, que, por el simple hecho de ser el último no quiere decir que sea menos importante.

Ten un plan para generar contenido fresco y de valor.

El contenido fresco es fundamental para obtener un ranking más alto en los resultados de los motores de búsqueda. Como algoritmos, están diseñados para interpretar nuevos contenidos más relevantes para una búsqueda. Además, el contenido fresco anima a los visitantes a volver a su sitio. Cuando rediseñes tu web debes planificar cómo vas a seguir ofreciendo nuevo contenido a los motores de búsqueda y a tus audiencias. Considera incluir un blog. Recuerda que todo el contenido debe ser escrito con el SEO y los leads en mente. Un artículo rico en palabras clave puede atraer visitantes de los motores de búsqueda, pero es único.

Piensa en tu sitio web como tu mejor vendedor. Con suerte, tienes tres minutos para demostrar tu credibilidad, por lo que debes sorprender a tus visitantes. La gente tiene “seguridad en números” cuando se trata de obtener información online, así que explicales por qué deben confiar en ti.

Tu web una gran herramienta de cross-marketing. Puede, y debería usarse no solamente para proporcionar a los visitantes información de tus productos y servicios, pero venderlos en otros canales puede ser una solución que puede beneficiarte. Cuando los atraigas, asegúrate de que se quedan allí más tiempo y aprovéchate de eso.

Por otro lado, la paciencia es una virtud que no mucha gente tiene. El 47% de los usuario espera que una página cargue en dos segundos o menos, y el 40% abandona una web si tarda más de tres segundos, según eConsultancy. Para combatir esta impaciencia, implanta técnicas para aumentar la velocidad de carga de tu web.

Por último, en cada página el objetivo último es que los usuarios realicen la acción que quieres que hagan. Puedes querer que contacten contigo, que compren tu producto, que se suscriban, lean o descarguen un artículo, pero la clave es que lo hagan. Sobre todo, pónselo fácil al usuario.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 
Subir