Marketing

Los precios de la publicidad en Facebook se dispararán en los próximos meses

publicidad en facebook

Con los recientes cambios llevados a cabo en su algortimo, Facebook parece haber empezado el año declarándole la guerra a las marcas y empresas. Y es que el alcance orgánico parece haber llegado a su fin, por lo que si se quiere seguir siendo visible para los consumidores y no tirar por tierra todos los esfuerzos realizados para crear una comunidad de seguidores, no habrá más remedio que pasar por caja y pagar por publicidad.

El problema es que se trata de una estrategia muy arriesgada que podría volverse contra ella misma, ya que si las empresas y medios no consiguen llegar a su público de manera orgánica y directa, puede que terminen marchándose. Y no olvidemos que Facebook las necesita tanto para obtener ingresos como para nutrir el feed de los usuarios de noticias y contenidos interesantes.

publicidad en facebook

Las empresas que decidan quedarse, tendrán que pasar a dedicar parte de su presupuesto a publicidad en Facebook, para que sus contenidos sean mostrados como anuncios patrocinados. La cuestión es que si terminan siendo muchos los que se decantan por esta opción y el alcance orgánico se hace imposible, las empresas entrarán en una encarnizada lucha por los anuncios, por lo que Facebook podría aprovechar para subir sus precios. Aquel que haga la puja más alta será el que se lleve el deseado espacio publicitario.

No obstante, también podría suceder que el hecho de aumentar la publicidad haga que los usuarios terminen marchándose de la red social, lo que haría que las oportunidades publicitarias fueran menores y que los espacios de lucha también fueran menos.

Facebook depende mucho del tiempo que los usuarios pasan dentro de la plataforma. A más tiempo estén en ella, más páginas y perfiles nuevos verán y más scroll harán. Si esto sucede, también se cargan más contenidos y anuncios. La cuestión es que, con los cambios llevados a cabo en el algoritmo, también habrá menos contenidos nuevos en el muro de los usuarios, por lo que harán menos scroll. Lo que podría hacer que el tiempo de permanencia en la red social y las cifras de engagement se redujeran notablemente.

Esto quiere decir que Facebook sería menos adictivo y que los usuarios verían menos anuncios. La densidad publicitaría se contraerá y las oportunidades de mistrar publicidad disminuirán, lo que hará que el anuncio sea mucho más único. Esto se traduce en una guerra aún más dura entre las empresas que seguirán queriendo invertir, pero tendrán menos espacios para aparecer. Como consecuencia de ello, los precios se diaprarán.

Para qu te hagas una idea, una reducción de un 10% del tiempo que los usuarios pasan en la red social, lo que puede ocurrir fácilmente en dos meses, supondría que el precio de los anuncios de Facebook aumentara un 25%. Y si el tiempo se reduce en un 20%, lo que puede suceder en un año, el incremento de los precios sería proporcional, sino mucho mayor, llegando a ser de casi un 80% más con respecto a ahora. Lo que está claro, es que sea como sea, esto dará lugar a un cambio tectónico en lo que a publicidad se refiere.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 
Subir