Marketing

Marketing e Innovación

Toda idea innovadora necesita de un plan de marketing bien desarrollado y de un proceso de constante innovación.

Hay que reconocer que ambos conceptos se complementan y conforman una unidad muy eficiente para cualquier empresario.

Las compañías recurren al marketing para promocionar sus productos y servicios, y para ganarse la confianza y fidelidad de los consumidores. Sin embargo, sin recurrir a la innovación es muy difícil enfrentarse a los competidores.

Las nuevas tecnologías han hecho que con talento y dedicación cualquier emprendedor pueda adentrarse en el maravilloso mundo empresarial y competir contra las grandes multinacionales.

Para ello es imprescindible tener conocimientos de marketing y comunicación, captar la atención del público objetivo y enfocar su interés sobre nuestra marca. Una vez satisfecho, no podemos dejar de innovar y poner a su alcance aquello que satisface las necesidades y los deseos insatisfechos de los futuros consumidores. De modo que impediríamos que pruebe productos de otras marcas, evitando así tener que volver al costoso proceso de captación de clientes nuevos.

Hay que tener especial cuidado con marcas que se encuentran en la fase de madurez, pues cualquier error podría provocar una entrada anticipada en la fase de declive. Esto costaría muchas pérdidas de beneficios y obligaría a la compañía a mejorar sus estrategias.

En definitiva, lo que está muy claro es que ningún empresario puede permitirse descuidar lo relacionado con el marketing, ni todo aquello que hace que el producto o servicio mejore y compita contra productos sustitutivos o complementarios.

Haz clic para comentar

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

 
Subir